El frejol en la economía del agricultor

El frejol una esperanza económica de los agricultores

El frejol es uno de los productos base en el desarrollo de la economía de los pangüenses, actualmente se siembra con el afán y esperanza de que resulte en una buena cosecha para solventar muchos problemas económicos que padecen los moradores de la zona alta de Pangua.

Con el duro invierno que Pangua ha recibido desde inicio de años, algunos moradores perdieron su sembrío de frejol, debido a que las lluvias arrastraron las plantas, causaron leves deslaves o simplemente anegaron los terrenos haciendo que las plantas murieran, otros más precavidos no sembraron y esperaron a estas fechas para sembrar.

En algunas comunidades como Sicoto, El Empalme, Panyatug, Quishpe Alto y Bajo, entre otras, se puede observar a los agricultores sembrar el frejol o colocar las estacas que ayudaran a levantarse eficazmente a la planta y así no quedarse en el piso.

El frejol se ha convertido en uno de los productos que genera algunos ingresos económicos y que mueve la economía, después que la mora perdiera valor, esta gramínea es la esperanza. Algunos moradores comentan que casi no se espera mucho de la mora, y por ello pocas personas la siembra, el comerciante intermediario paga un precio deprimente para el costo que se realiza por la siembre de la mora.

Por otro lado el frejol tampoco deja muchos ingresos, sin embargo aún pueden hacer que se pague algo más por este producto, pero aun así deben buscar intermediarios que sean un poco más conscientes en pagar algo que valga la pena.

“Es importante que los suelos no sean muy planos, que tengan algo de pendiente”, nos explica un agricultor, además, el suelo debe ser algo arcilloso, o arenoso, para que las raíces reciban la aireación del suelo, y así “absorban los nutrientes con facilidad”, “porque los tierras duras impiden que las raíces crezcan con facilidad”, “esto hace que la planta quede pequeña dando pocos granos”.

En lo técnico, podemos decir que es importante que una raíz capte suficiente nitrógeno libre, ya que esto favorece a una planta bien crecida y por ende genere una buena producción. Existen datos de que se han obtenido una tonelada de esta gramínea en una sola hectárea. En la zona no existe muy buena producción debido a que se siembra con poca técnica y las pendientes no tienen muros contra vientos para impedir que se pierda parte de la producción, en algunos casos hemos observado árboles que hacen de muro natural para la protección de la planta.

Chapoda: Esta labor consiste en limpiar el terreno y eliminar toda la maleza que exista en el campo donde se va a sembrar, utilizando machete, los productores la realizan en marzo o a inicios del mes de abril para exponer el suelo a una mayor radiación solar que sea posible, con el objetivo de desinfectar el suelo de plagas, enfermedades y semillas de malezas. Luego de aquello se realizará el control de sombra de los árboles, esto tiene que ver con eliminar cualquier rama de árboles dentro de la parcela o a orilla de las mismas.

Plantas de frejol en proceso de crecimiento. Estacas colocadas junto a las plantas y plásticos rodeando algunas plantas.

En este mes de abril, ha disminuido en un 30% la fuerza de las lluvias, esperamos que por el bien de la economía de Pangua, los agricultores puedan sacar adelante este proceso y el impacto no sea negativo, al contrario sea muy positivo y provechoso.

Deja un comentario